Efectos indeseables de los suplementos de hierro en el embarazo

Debemos considerar los suplementos de hierro como preparados seguros para la madre y el feto, aunque en ocasiones puedan ser mal tolerados por la embarazada.

Efectos indeseables de los suplementos de hierro en el embarazo.

Efectos indeseables de los suplementos de hierro en el embarazo.

El blog de hoy tratará sobre los posibles efectos secundarios de la suplementación con hierro a la embarazada, en la profilaxis de enfermedades por déficit de hierro. Una práctica extendida y ampliamente recomendada, aunque cuestionada en algunos foros de nuestro medio en base a que su efecto no es terapéutico sino preventivo y no exento, en cualquier caso, de posibles efectos adversos para quien los consume.

Los efectos indeseables de la suplementación con hierro oral son relativamente frecuentes y corresponden generalmente a síntomas derivados de la intolerancia gástrica al mismo. Asumibles por su frecuencia y severidad en relación a su efecto beneficioso global sobre la población de embarazadas, estos efectos han sido reducidos en un gran número de preparados actualmente disponibles en el mercado, si bien en muchas ocasiones esta mejor tolerancia no responde sino a una menor absorción global o aprovechamiento del hierro administrado.

Se ha evaluado si el efecto de la suplementación con hierro en mujeres sin anemia podría inducir riesgos maternos y fetales derivados de una mayor viscosidad sanguínea, pero dicha circunstancia no ha sido demostrada como tampoco lo ha sido un supuesto aumento en el riesgo de prematuridad o en el estrés oxidativo que algunos autores encontraron en sus trabajos hace años. Debemos por tanto, considerar los suplementos con hierro como preparados seguros para la madre y el feto, aunque en ocasiones puedan ser mal tolerados por la embarazada.

Cuando un tratamiento es mal tolerado puede plantearse la posibilidad de cambiarlo por otro, siempre y cuando las dosis de hierro administradas sean adecuadas. Y en aquellas pacientes en las que no sea posible la administración de hierro por vía oral podrá contemplarse la instauración de un tratamiento endovenoso, siempre y cuando se cumplan las condiciones necesarias para ello, dado que esta terapia, eficaz y segura, presenta mayores riesgos que el tratamiento oral. Tu médico será quien mejor pueda asesorarte en este sentido. Él es quien mejor puede evaluar tu estado, planteando la opción más adecuada en cada caso.

Jesús HijonaDr. Jesús Hijona Elósegui
Es médico especialista en Obstetricia y Ginecología en el Hospital Universitario Materno-Infantil de Jaén y Doctor por la Universidad de Granada.

Bibliografía

(1) Murphy JF, O`Riordan J, Newcombe RG, Colen EC, Pearson JF. Relation of haemoglobin levels in first and second trimesters to outcome of pregnancy. Lancet. 1986;1:992-5.

(2) Hemminki E, Rimpela U. Iron supplementation, maternal packed cell volume, and fetal growth. Arch Dis Child. 1991;66:422-5.

(3) Goldenberg RL, Tamura T, DuBard M, Johnston KE, Koper RL, Negrees Y. Plasma ferritin and pregnancy outcome. Am J Obstet Gynecol. 1996;175:1356-9.

(4) Scholl TO, Reilly T. Anemia, iron and pregnancy outcome. J Nutr. 2000;130: 443S-7S.

Deja tu comentario

comentarios

 

Te puede interesar...

Etiquetas

, , ,

RSS RELACIONADOS

Blog del ginecólogo
Blogs de expertos
Ver lista completa RSS

Sobre el autor

Jesús Hijona es médico especialista en Obstetricia y Ginecología, Doctor por la Universidad de Granada y desde 2003 desarrolla su trabajo en el Hospital Universitario Materno-Infantil de Jaén. En este blog ofrece consejos y recomendaciones para un buen embarazo.